Conoce más sobre el pollo kung pao

Cuando hablamos de comida asiática, uno de los platillos más populares en cualquier restaurante chino es el pollo Kung Pao. Aunque generalmente se asocia con la cocina china “occidentalizada”, la historia del pollo Kung Pao todavía se remonta a China. ¡Conoce un poco más de ella aquí!

pollo kung pao 1

Conoce un poco de historia sobre el pollo kung pao

La historia comienza en la provincia de Guizhou en el sur de China. Cuando era un niño a principios del siglo XIX, Ding Baozhen accidentalmente cayó al agua sin saber nadar. Gracias a la rápida acción de un local, Ding se salvó.

Cuando Ding ya era un adulto, quiso acercarse y agradecer al hombre que le salvó la vida. Visitó al hombre y a su familia para expresar su gratitud. Mientras estaba ahí, el hombre le sirvió un plato que nunca antes había probado: pollo en cubitos y marinado, con maní y granos de pimienta picantes de Sichuan.

Le gustó tanto el plato que pidió la receta y también comenzó a servirlo a los invitados en su casa. Tiempo después, el platillo se extendió por toda la provincia y adoptó el nombre de Gongbao Jiding, en honor al hombre responsable de su popularidad.

El pollo kung pao llegó a Norteamérica

A medida que avanzaba, el pollo kung pao se abrió camino en restaurantes de toda China y, finalmente, en América del Norte, donde los occidentales se enamoraron del plato picante y salado.

Un elemento crucial de la versión auténtica al “estilo de Sichuan” incluye auténticos granos de pimienta de Sichuan. Aunque las versiones occidentales del plato no pudieron usarlos hasta 2005, cuando se levantó la prohibición de importación de la pimienta.

Si bien el platillo ha mantenido su popularidad en Estados Unidos y todavía se sirve felizmente en restaurantes en China, el kung pao no tiene exactamente la misma influencia.

Por un lado, los platillos a base de pollo no son tan populares en China, ya que la carne producida localmente suele ser seca y sin sabor.

Como resultado, el pollo generalmente se importa de Japón. Además, la mayoría de los lugareños se alejan de los platillos que tienen mucho almidón.

Conclusiones

Para cualquier fanático de los sabores atrevidos y picantes, el pollo kung pao es un plato que debes probar.

Puedes preparar tu propio pollo kung pao con las mismas especias y pimientos que se presentaron en la encarnación original del platillo. Es cuestión de ver varias recetas disponibles en internet para encontrar la que se apegue a nosotros.

También te puede interesar: Promociones de comida que amamos

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.