La historia cultural del té en China

té en china

 

Beber té ha sido parte de la cultura de China desde antes del siglo III. La palabra china para té, cha (茶), es la raíz de varias palabras para té que se usan en todo el mundo.

Con fuertes asociaciones con el budismo, la rica historia social del té está profundamente arraigada en la cultura china.

Hace poco te hablamos de la importancia del café para las personas en Tel Aviv, ahora te contamos un poco sobre los orígenes del té. No cabe duda que estas bebidas son las favoritas de mucha gente alrededor del mundo.

el té de china

¿De qué está hecho el té?

El té está hecho de las hojas de la planta de té cultivada, Camellia Sinensis.

El cultivo del té se originó en el suroeste de China, en la región ahora conocida como las provincias de Yunnan y Sichuan, en algún momento antes de la dinastía Han (202-220).

No obstante, el consumo habitual de té no se extendió al resto de China hasta mediados del siglo VIII, con la publicación de The Classic of Tea por el escritor de la dinastía Tang, Lu Yu, que vinculaba el consumo de té con el pensamiento budista.

Al mismo tiempo, el consumo de alcohol estaba cayendo en desgracia gracias a las actitudes budistas, combinadas con una creciente cautela sobre los peligros de la intoxicación.

¿En qué momento comenzó el consumo del té en China?

El consumo de té comenzó con los monjes budistas, extendiéndose rápidamente a los literatos y, finalmente, a la población en general.

Los escritores y académicos elogiaron el té por mejorar la mente y promover la vigilia, así como por sus diversas cualidades medicinales.

El té también comenzó a reemplazar al alcohol en las funciones rituales, como las ofrendas a las deidades y los muertos.

En los primeros días, el té se hacía hirviendo a fuego lento hojas frescas en agua.

Si tienes antojo de tomar té mientras lees esta información, te recomendamos ocupar todos tus rewards e invitar una bebida a toda tu familia; adquirir beneficios es cada vez más sencillo gracias a los programas de lealtad. ¡No los dejes de lado!

¿Cómo se preparaba en los tiempos de la dinastía Tang y Ming?

En la dinastía Tang (618-907), el té se procesaba en forma de tortas de té secas, que se tostaban y molían antes de prepararlas en agua caliente, a veces con otros ingredientes como menta, jengibre y cáscara de cítricos.

El acto de secar las hojas también permitió almacenar y transportar el té como producto de consumo. Durante la dinastía Ming (1368-1644), el consumo de té comenzó a parecerse a lo que parece hoy: un té seco de hojas sueltas sumergido en agua hirviendo dentro de una tetera.

Los rituales del té en China

Con la dinastía Ming llegó también el surgimiento de una obsesión intelectual por el té.

Los conocedores ensalzaron las sutiles diferencias de los tés de lujo, que alcanzaban precios elevados por su rareza o lugar de origen.

Algunos de los tés más famosos fueron cultivados por monjes en las zonas montañosas alrededor de los monasterios. Ahí había acceso a agua de manantial de calidad.

Fue durante este tiempo que los monjes budistas de China también desarrollaron rituales de té comunales, que iban acompañados de quema de incienso.

El té sigue desempeñando un papel importante en la cultura china actual. Además de beber durante las comidas, es común ofrecer té a los invitados y realizar ceremonias de té durante las bodas y el Año Nuevo chino.

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.